Toma de decision. Temor, Fe o Investigacion?

natalia-y-339470-unsplash.jpg

Vamos al grano: si no puedes decidir, fracasarás.

Así es como realmente se dan las cosas: tu decides un plan de acción, estas entusiasmado.

Antes de actuar, temes los riesgos.

Empiezas a considerar todo los pro y los contra… mas los contras…

Te abstienes de comprometerte con una serie de acciones masivas porque probablemente “deberías” comparar y reevaluar el mundo de oportunidades a tu alrededor.

¿Te suena familiar? Bueno, puedo asegurarte 2 cosas:

1) todos hemos estado allí;

2) ese camino lleva al fallar el 100% del tiempo.

Es absolutamente fascinante cómo funciona la mente humana: nos resulta estúpidamente difícil comprometernos con una decisión.

Pero aquí está la dura verdad: la comodidad de evitar decisiones ahora equivale al dolor garantizado en el futuro.

¿Por qué?

Volvamos a la raíz latina de la palabra decisión: significa literalmente "cortar".

Tomar una decisión es sobre cortar opciones.

Dicho aún más fuerte, una decisión te excluye de cualquier otro camino de acción.

¿Suena un poco duro y limitante? No, es increíblemente liberador.

Todos nosotros existimos en una habitación con 1,000 puertas.

Toma una decisión y cierra las 999 restantes, camina por esa puerta que elegiste con valentía y determinación.

Ahora, si llegas al otro lado de la puerta y tus peores temores en realidad comienzan a hacerse realidad, pues regresa por esa puerta y elige otra.

Y si necesitas regresar, no te asustes, puede ser que realmente lo hayas pensado mejor y tengas una puerta mejor para pasar ahora.

Dicho esto, no importa lo que hagas, comprométete en una puerta y no mires atrás.

Si estás pensando constantemente en las múltiples formas en que algo podría salir mal, estarás paralizado.

Y si estás paralizado para decidir qué puertas cerrar y cuál atravesar con una convicción del 100%, en realidad nunca tendrás la oportunidad de hacer que algo suceda.

Por eso creo que la indecisión es lo que arruina los sueños de la mayoría de las personas.

La gente tiene tanto miedo de cometer errores.

Pero cometer errores no es tan problemático.

Es cuando las personas tienen miedo de tomar una decisión, que realmente matan sus sueños.

Recuerda que la mayoría de las personas en su lecho de muerte hablan de las cosas que NO hicieron.

Por esa razón, mis amigos, recuerden que el único error trágico que puedes cometer es NO decidir tomar la oportunidad de perseguir implacablemente algo que pueda traerte verdadera alegría y satisfacción.

Por eso, hoy te invito a decidir cuál de esas 1,000 puertas es la adecuada para ti y lánzate a través de ella.

Sí, vas a tener miedo.

Sí, vas a entrar en pánico.

Pero no hables de eso.

En lugar de temer lo que crees que podría pasar, aprovecha para ver qué sucede realmente.

Los errores que ocurren en el camino no matarán tus sueños, pero la indecisión sí lo hará.

En Bilingüe Canada apoyamos tus decisiones hacia tus metas.

Sigue aprendiendo!